Cuando haces deporte naturales como la limonada con miel, bebida isotónica para hidratar tu organismo de forma natural y sana. Nuestras abuelas la usaban con gran efectividad.

Ingredientes:

– Jugo de 2 limones
– 1 litro de agua
– 1 cucharada de miel
– 1 cucharadita de sal marina
– 1 cucharadita de bicarbonato de sodio
Miel y limón

Preparación:

1. Exprime los dos limones. Mezcla su jugo con la miel, la sal y el bicarbonato.
2. Agrega 1 litro de agua mineral a la mezcla. Es preferible que esté a temperatura natural, para que se disuelvan mejor la miel y la sal.
3. Lleva unas horas a la heladera. ¡Disfrútala bien fría!
La sal y el bicarbonato te ayudarán a no perder el líquido que estás incorporando, y la miel y los cítricos aportarán energía y vitaminas.

¿Cómo nos ayuda?

miel

Limón con miel: adecuado para bajar de peso

Empezar el día con un vaso de agua tibia con el jugo de un limón  y una cucharadita de miel hará que nuestro organismo pueda ir descomponiendo mejor las células de grasa acumuladas en nuestro cuerpo.

Nos ayuda a reducir el dolor articular

Si padeces artritis, sufres dolor, rigidez y molestias, empieza a introducir en tu dieta un vaso de agua con limón y miel.

Fortalece nuestro sistema inmunológico

Este remedio casero es todo un tesoro de vitaminas, minerales, enzimas, antioxidantes y nutrientes que, además de darnos energía, aumentan nuestras defensas.

Cuida de nuestro tracto digestivo

¿Padeces estreñimiento? ¿Sueles tener unas digestiones muy pesadas? Entonces no dudes en tomar cada día un vaso de agua con limón y miel a primera hora de la mañana para que tu cuerpo se vuelva más regular.

Favorece la salud del colon

La acumulación de toxinas, levaduras y bacterias nocivas en el colon deriva muchas veces en el desarrollo de determinadas enfermedades. Un colon sano, al igual que un hígado fuerte, es sinónimo de salud.

Cuándo NO será adecuado tomar limón con miel?

  • Nunca te excedas de las dosis indicadas (no tomes más del jugo de un limón, o el ácido cítrico puede causarte más problemas que beneficios).
  • Si tienes úlceras pépticas es mejor evitar el jugo de limón.
  • Recuerda también que la miel no es adecuada para los niños pequeños de entre 1 y 2 años, porque su organismo aún no está preparado para este tipo de alimento natural.
  • Si padeces diabetes, es mejor consultar con tu médico si es indicado o no tomar este remedio.
Receta y texto de Amelia Cristina Tor Pisano